<link rel="stylesheet" href="/static/CACHE/css/325fd2ab0269.css" type="text/css" media="screen, projection">

¡Qué maravilla, este Cersaie!

¡Qué maravilla, este Cersaie!

Una vez más, he tenido el honor y el privilegio de participar en el Cersaie en calidad de ‘madrina’ de la iniciativa «Cersaie disegna la tua casa» («Cersaie diseña tu hogar») y del estupendo concurso organizado por Marazzi, «Il tuo spazio Marazzi ti regala una vacanza» («Tu espacio Marazzi gana unas vacaciones»), que este año llega a su tercera edición.

Cersaie es el salón internacional más importante para la arquitectura y la decoración del baño y, como siempre, se ha celebrado en Bolonia, del 22 al 26 de septiembre.

Aun siendo un acontecimiento de carácter comercial, año tras año se enriquece con iniciativas orientadas al mundo de la arquitectura, el diseño de interiores y los consumidores finales.

Este año, Cersaie ha abierto sus puertas por primera vez a los expositores de madera, mármoles y piedras naturales, precisamente para ofrecerle al usuario final una visión de conjunto completa.

Paseando estos últimos días por el Cersaie, he notado que cada vez es más frecuente el uso transversal de azulejos.

La cerámica sale del baño y la cocina para entrar en otros ambientes del hogar, como el salón o los dormitorios e incluso pasa al exterior, donde reviste terrazas, balcones y jardines.

Y no hablemos ya de su utilización en la arquitectura y el contract gracias, por ejemplo, a las placas de dimensiones cada vez mayores o a las diferentes características técnicas que hacen de la cerámica un material extremadamente versátil y capaz de satisfacer las numerosas y variadas exigencias de los proyectistas.

Entre las nuevas colecciones de Marazzi, mi preferida es Clays, que recuerda el ‘cotto’ o terracota tradicional pero interpretada en clave moderna con colores muy cálidos y una colección verdaderamente original de «corbatas para el revestimiento».

Cuando me enseñaron los proyectos participantes en el concurso, noté inmediatamente que este año los consumidores repiten la tendencia a preferir las colecciones con efecto madera. Por otra parte, ahora las reinterpretaciones en cerámica de la madera son extraordinarias y la familia Treverk de Marazzies la demostración perfecta del altísimo nivel que ha alcanzado la tecnología aplicada a la cerámica, con resultados estéticos simplemente excelentes.

Al igual que el año pasado, todos los proyectos concursantes eran de gran calidad y al jurado le costó mucho elegir a los tres ganadores.

Yo me alegro de no haber sido miembro del jurado, porque no me habría podido decidir y habría premiado a la mayoría de los participantes, ¡creándole no pocos problemas a Marazzi!

En 3.er lugar —en realidad ex aequo con el segundo, por lo que recibieron el mismo premio— quedó la reforma de un edificiohistórico en el corazón de Cagliari, donde se utilizó Treverkchic, la colección presentada en el pasado Cersaie en color Noce Francese.

El proyecto denominado «Quando la ceramica supera il legno» («Cuando la cerámica supera a la madera») era de Andrea Gatti.

Consiste en la reforma de un edifico histórico en el corazón de Cagliari y la elección de Treverkchic Noce Francese nace del deseo de fundir y confundir esta fantástica cerámica con la madera y la piedra natural empleadas. El resultado es una mezcla perfecta de matices tono sobre tono que resalta y completa los espacios renovados, y los vuelve cálidos, acogedores y muy elegantes.

La medalla de plata se la llevó el arquitecto Antonio Giummarra con el proyecto «Edificio Plurifamiliare CCC» («Edificio Plurifamiliar CCC»), situado en una zona de Ragusa que está en fase de expansión.

El edificio está formado por 3 viviendas independientes de varias plantas en las que el arquitecto ha revestido una fachada exterior de forma inédita y original, ¡utilizando la colección Sistem_A de Marazzi Tecnicaen el tejado! El concepto del proyecto se propone satisfacer el deseo de independencia y separación de los clientes, a la vez que permanecen dentro de un contexto unitario.

El 1.er premio lo obtuvo Patricia Malmenvallcon un proyecto realizado en Trieste que narra la reforma de su casa en clave moderna:

un hogar TOTAL MARAZZI en el que las colecciones Blend, Block, Oficina7, SistemC, TreverkhomeyTreverkway se han utilizado prácticamente en todos los ambientes con armonía y originalidad.

La ganadora quería crear continuidad entre el interior y el exterior con la serie Block Silver —color que gracias a su neutralidad representa la unión perfecta entre la elegancia y la versatilidad— coordinándolo con el mismo color de los escalones y de la terraza.

Con la decoración Mix de la misma serie, se subraya el borde de la cocina, mientras que en el aseo la combinación del mosaico y los azulejos rectificados crea un juego dinámico que rompe el tono sobre tono.

En las zonas de descanso nocturno, domina la madera de castaño de la serie Treverkway y la serie Blend.

Enhorabuena a todos por su originalidad. Quién sabe qué sorpresas nos reserva el próximo Cersaie... ¡Yo estaré para descubrirlas todas!